¿Quieres ser feliz? ¡Mantente fuera de Facebook!

sad-girl

¿Alguna vez pensaste que tus amigos de Facebook se están divirtiendo más que tú? No eres la única. Un par de estudios llevados a cabo por dos universidades alemanas descubrieron que una de cada tres personas tuvo una experiencia negativa cuando visitaron el sitio y que a menudo se quedaron “sintiendo solitario, frustrado o enojado.”

El primer estudio revisó la escala y la naturaleza de ‘incidentes de envidia’ que fueron propiciados por Facebook y el segundo comprobó cómo la envidia estaba ligada a la reducción en el uso de Facebook y a una disminución en la satisfacción vital.

Cuando se trata del tipo de publicaciones en Facebook que pueden provocar envidia, el problema número uno consiste en las fotos de vacaciones. Parece ser que todas esas caras felices, besadas por el sol en playas lejanas provocaron un resentimiento particular entre la gente que seguía en casa, dando lugar a una reflexión y una comparación menos halagadora con sus propias y más mundanas vidas.

Después de la envidia, el siguiente asunto era el número de “me gusta” y comentarios que los amigos generaron por sus fotos y publicaciones. Muy parecido a lo que sucede en la secundaria, los que están “fuera” se quedaron sintiéndose resentidos por toda la atención que se les dedicaba a los chicos populares.

La respuesta a estos sentimientos de envidia fue mixta. Algunos usuarios de Facebook se vengaron por medio de alabar sus propios logros para aparecer bajo una luz más favorecedora. Otros se salieron del sitio, visitándolo menos a menudo y reduciendo aún más sus publicaciones.

De manera previsible, los estudios descubrieron que varios grupos utilizan la red social de forma muy diferente y tal uso dio lugar a diferentes reacciones por parte de sus contrapartes. La gente en edades de treinta y tantos años era más proclive a envidiar la felicidad familiar. Los hombres envidiaban más los logros de trabajo y financieros, las mujeres parecían envidiar el ser atractivas y tener activas vidas sociales.

A los estudios alemanes siguieron investigaciones similares con base en los Estados Unidos que descubrieron que, aunque el tener muchos amigos en Facebook puede dar a los usuarios un sentimiento superficial de estar conectados y de pertenencia, el hecho de leer constantemente las actualizaciones de estado puede ser algo aburrido. Sin embargo, esa investigación también demostró que muchos usuarios de Facebook tienen la tendencia a publicar solamente noticias positivas o embellecer las noticias que publican haciendo que sus vidas parezcan más interesantes y plenas de lo que son realmente.

Los investigadores hacen notar también los peligros potenciales para los adolescentes y usuarios jóvenes de Facebook quienes a menudo acumulan grandes cantidades de amigos pero no cuentan con la experiencia y la atención necesarias para distinguir entre los hechos y la ficción cuando se trata de las publicaciones de otras personas.

Aunque no hay nada malo en tener muchos amigos en Facebook, es fácil dejarse tentar por un mundo de fantasía en el que la vida de los demás parece mejor que la tuya. Quizás mientras menos sepas de la vida de la gente fuera del medio ambiente de Facebook, más pondrás en duda lo que sea que publiquen.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *